Fallas 2007
Valencia, tierra de luz y color

La semana más importante del año para la ciudad de Valencia. El olor a pólvora, el color de las flores y las calles iluminadas serán el escenario de los más de 700 monumentos falleros que podrán verse en la ciudad. Una semana intensa que terminará con el calor del fuego.

Es la letra de una de las canciones más emblemáticas de la fiesta de las fallas: “Valencia, es la tierra de las flores, de la luz y del amor. Valencia, tus mujeres todas tienen de las rosas el color”. Color, luz, fiesta y mucha preparación es lo que la ciudad dedica a su fiesta más importante desde el 14 de marzo hasta el día 19 del mismo mes, día de San José. Este año, las Fallas de 2007 parecen más especiales que nunca. La proyección internacional que el evento de la Copa del América ha dado a la ciudad hace prever una afluencia de turistas considerable que tiene interés por conocer a fondo la cultura y las tradiciones valencianas. Prueba de esa proyección exterior de las fallas es la reciente presencia en la feria de Frankfurt de la Fallera Mayor de Valencia y los representantes de turismo de la Comunidad Valenciana. La Junta Central Fallera, el organismo que regula toda la actividad de las Fallas, ha llevado la música y el folklore valenciano a tierras alemanas. Un mítico pasacalle, con la banda de Algímia y un grupo de baile típicamente valencianos hicieron de la feria de Frankfurt un escenario fallero auténtico, aderezado, además, con un monumento fallero plantado dentro del recinto ferial.

La Cridà , acto en el que la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, junto con las falleras mayores de este año, Marta Reglero e Inmaculada Escudero, invitan a todos los valencianos a disfrutar de las Fallas, es el inicio oficial de la fiesta. Durante el mes clave, el mes de marzo, desde el día 1 hasta el día de San José en el que acaba la fiesta, puede verse en la Plaza del Ayuntamiento la famosa mascletà . Petardos masclets van estallando a un ritmo determinado hasta que acaban en una apoteosis de pólvora y sonido ensordecedor: toda una sinfonía del ruido.

Artesanía, música y tradición

Cada falla es, en su conjunto, una obra de arte de colosales dimensiones y su artífice y principal protagonista es el artista fallero. Cada monumento tiene un argumento o un tema que guía e inspira al artista para jugar con las intenciones y las ideas. Obras colosales de cartón-piedra, incluso de hasta 20 metros de altura, combinan de manera mágica escultura, pintura, ingeniería y carpintería, todo ello acompañado de la ironía y el humor, o lo que los artistas falleros denominan gracia e ingenio. El Gremio de los artistas falleros está íntimamente ligado al seno de la fiesta y la tradición y mantiene viva la artesanía valenciana. Pero las Fallas van mucho más allá de los monumentos y los actos oficiales. Los valencianos consideran a las Fallas su fiesta más tradicional y la cuidan con mimo en todos sus aspectos. Además de la construcción del monumento, durante el año, artesanos de la indumentaria, músicos y los propios falleros preparan con todo detalle su semana fallera.

 

Valencia cuenta, actualmente, con 381 comisiones falleras y el censo total de falleros y falleras miembros de esas comisiones rebasa con amplitud las cien mil personas. Este es el verdadero centro de actividad del espíritu fallero. Cada comisión y sus socios, los falleros, preparan durante todo el año actividades de todo tipo que hacen que consideren el casal , el lugar en el que se reúnen, su segunda casa. Las comisiones se encargan de organizar y desarrollar la fiesta fallera, mientras los falleros trabajan y sacrifican su tiempo sin ningún beneficio mas que el de la propia fiesta.

La indumentaria de los falleros es parte esencial de las fiestas y tiene larga tradición artesana. Los trajes de las falleras y falleros son otro de los espectáculos de las fiestas. Aunque en la actividad en el casal los falleros van ataviados con el blusón negro y el pañuelo a cuadros característico de las fallas, la tradicional indumentaria valenciana que se luce en los actos más solemnes es todo un arte. El típico traje de valenciana ha sufrido varias modificaciones, pero conserva su esencia y hace que sea Valencia la única ciudad de España donde se mantiene la artesanía de la seda en telares manuales. Las mujeres lucen un traje en dos piezas que consiste en una falda con tela de seda con brocados y estampados de flores y un corpiño o jubón ajustado al cuerpo. Los hombres llevan diferentes trajes, desde el traje de chaquetilla y pantalón negro, que es el más utilizado, hasta el de torrentí , en seda o terciopelo y el de zaragüelles, que aún usaban los huertanos a principios del siglo XX y es el más tradicional. Otro de los oficios artesanos que acompañan a estas fiestas es el de la orfebrería. El aderezo complementa el traje femenino de valenciana. Los míticos moños que lucen las falleras necesitan agujas, peinetas y horquillas que adornan el cabello, mientras los pendientes y la “joya” que cuelga del cuello junto con las manteletas conforman el conjunto de la indumentaria.

La oferta de ocio durante las Fallas es muy amplia. El clima agradable durante estas fechas hace que las terrazas y los bares al aire libre estén repletos. Valencia tiene un atractivo ambiente nocturno que invita a conocer diferentes rincones de la ciudad dando un agradable paseo. Este año, además, visitar las instalaciones de la America 's Cup es otro de los atractivos que acompañarán las fiestas. Tracas, petardos, música de banda, iluminaciones artísticas, cabalgatas y tomar algo frente al campo de regatas son opciones de ocio que Las Fallas de 2007 ponen al alcance del viajero.

Fallas y Falleras de 2007

Sin duda, el monumento más emblemático de las Fallas en la ciudad de Valencia es precisamente el que no entra en concurso. La Falla del Ayuntamiento es punto de referencia tanto para falleros como para turistas y curiosos. Este año, el mar es el indudable protagonista de ambos monumentos, el grande y el de la falla infantil. La mar al vent es el titulo del monumento principal que ha creado Pere Baenas, mientras que el artista fallero de Alzira, Bernardo Estela, dedica la falla infantil a la valenciana playa de la Malvarrosa y sus actividades para los más pequeños. La mar al vent toma como referente claro el acontecimiento de la America's Cup y es un canto a la superación y la lucha incesante del día a día, plasmados en una falla de 26 metros de altura, una planta de 14 por 12 metros y 33 figuras. Dos personajes principales luchan por dominarse haciendo una alegoría de la lucha entre el mar y el viento, que aparece representado con forma del dios Eolo. Aparecen representados el mar, la costa y un poblado marítimo. Es, sin duda, una elección acertada que conecta así la semana fallera con el otro acontecimiento importante de la ciudad, la Copa del América, que tendrá lugar justo un mes después, en abril. En el monumento infantil, Bernardo Estela, con un presupuesto de 26.000 euros, ha creado un conjunto de más de 50 figuras que pretende ser un homenaje al mar de la ciudad, a la playa de la Malva Rosa. Gaudim de la Malva- Rosa resume la esencia de este trozo del mediterráneo y resume lo que significa para la ciudad contar con esta playa, además de recordar lo necesario que es mantenerla y cuidarla para seguir disfrutando de ella.

Todo está preparado. La ciudad está ansiosa por dar el pistoletazo de salida a la fiesta de las Fallas y ultima los detalles para la gran semana fallera. Los falleros adornan sus calles, iluminan la ciudad, preparan los petardos, el blusón, el pañuelo, y esperan en el casal el día de la plantà . Llega así el momento de disfrutar con ilusión del trabajo de todo un año. Las Fallas de 2007 prometen una semana intensa de fiesta y tradición a la que el fuego, en la mítica cremà , pondrá el punto y final.

Guía rápida para el viajero:

- Las Fallas : Es imprescindible visitar durante los días de Fallas los monumentos más importantes. A cualquier hora del día, las calles están llegas de gente que no quieren perderse cada una de los monumentos. Es importante llevar calzado cómodo. Además, hay que fijarse en los carteles que acompañan a los ninots y que tienen mensajes satíricos.

- La Cremà : Es la noche más emblemática y emocionante del festejo. La Fallas infantiles se queman a las 22'00h, aunque el monumento infantil ganador se consume por el fuego a las 23'00h. La Falla del Ayuntamiento, no entra en concurso y se quema a las 23'30h. Para las fallas grandes, la hora de la cremà es a las 24'00h, exceptuando la falla ganadora que se quema a las 24'30h y la falla de la Plaza del Ayuntamiento que se quema a la una de la madrugada.

- Los fuegos artificiales : En el cauce del antiguo río Túria, durante la semana de fallas, los fuegos artificiales llenan de color la noche de Valencia. A las 24'00 o 24'30 de la noche puede verse el espectáculo. En la “Nit del Foc”, la noche del 18 de marzo, el castillo es especial y tiene lugar a la una y media de la madrugada. Es aconsejable acudir con tiempo suficiente para poder verlo desde un buen sitio.

- Las Mascletàs : Del 1 al 19 de marzo a las 14'00 h., en la Plaza del Ayuntamiento, la pólvora es la protagonista. Hay un límite de 120 kg de pólvora por motivos de seguridad y debe respetarse la distancia prudencial de la zona de fuegos. Es importante acudir con tiempo y venir preparado para aguantar el sol durante la espera. Durante toda la semana fallera, se tiran petardos por todas las calles.

- La ofrenda : Durante los días 17 y 18 de marzo, los falleros de las distintas comisiones obsequian a la patrona de la ciudad, la Virgen de los Desamparados, con ramos de flores. En la Plaza de la Virgen se alza una silueta de grandes dimensiones de “ la Xeperudeta ”, nombre con el que los valencianos se refieren a esta virgen, que va cubriéndose de un tapiz de flor con los ramos de los falleros. Es uno de los momentos más emocionantes de las fallas y contemplar el día 19 la Virgen totalmente cubierta de color y del olor de la flor fresca es una cita obligada en estas fechas.

- Chocolate, buñuelos y horchata: La gastronomía también es importante durante las fallas. Además de degustar la típica paella valenciana, no se debe dejar de tomar un chocolate caliente con buñuelos de calabaza durante la fiesta de Fallas. Pueden encontrarse por toda la ciudad, en pequeños puestos. La horchata, aunque es un producto de todo el año, también es una de las bebidas más características de esta ciudad. Si lo que quiere es tomar una copa después de cenar, el Agua de Valencia, un cóctel con zumo de naranja, es una buena elección.

Recorridos : En la oficina de Turismo de la ciudad de Valencia, en su página Web (www.comunitatvalenciana.com) o en páginas de Internet como www.fallas.com o www.fallas.info podrá encontrar diferentes rutas interesantes por la ciudad durante la semana de Fallas.

Textos TM

SUBIR